miércoles, 10 de abril de 2013

Le Ciel

Hay plumas y nubes acariciádome el cuerpo, meciéndome en el cielo mientras las estrellas me suplican que duerma con su delirante nana. El sol hoy tiene celos de la luna, que hoy el cielo se estrecha ante la pesadilla de no ser yo quién te cure. ¿Qué nos va a quedar? Quiero que estés dentro de mí, que acaricies mi espalda y mis protuberancias blancas. Dime que me amas, dame otro beso de fuego. Susurráme un delirio al oído. Quiero una sonrisa tuya exclusivamente para mí. Quiero unir mi sangre a la tuya, soldar tus huesos con mi saliva. Quiero evitar que tu corazón se convierta en un pedacito de hielo. Estoy dispuesta a arrancarme las alas -si quieres- y colocártelas en la espalda y que vueles. Quiero besar tus hombros…

No hay comentarios:

Publicar un comentario