miércoles, 29 de mayo de 2013

Fingir que estás durmiendo

La estrella roja en el pecho, floreciendo, mientras beso la miel de tu pelo.
La cerveza por las venas corriendo e intento verbalizarte al oído un "te quiero".
Y las luces brillan en tu sonrisa mientras me dedicas una mirada pilla.
Tus dedos se pasean por mi cuello pidiendo que baile contigo de nuevo.
Y la noche sucia va oscureciendo, como papel en café, como besos al viento,
para llegar a abrazar a la almohada y fingir que, contra mi cuerpo, estás durmiendo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario