lunes, 17 de junio de 2013

A Suicide's Weakness

Mis ojos han hecho el mar de mi pecho, tú sólo lo has aderezado al gusto. Camino débilmente, como un ancla arrastrado por el fondo marino; la pena me consume y yo no me opongo. Desgasto mis fuerzas en hacerte sonreír, en tener algo agradable que te haga feliz. Lo veo todo en brumas, lo veo todo gris; ojalá un beso mío te cure, ojalá un beso te haga desearme, ojalá despiertes valorando lo que dejas a tu espalda. Ojalá me eches de menos entre tus brazos cada vez que duermas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario