viernes, 28 de diciembre de 2012

Dulcinea


¿Dónde andas, Dulcinea?
De noche es solo una lavandera.
¿A quién te follas?
Levanta la entrada y entra cualquier persona.
¿Cuál es el motivo?
Yo todavía sigo vivo.
¿Cuál es el orgullo de caer en el olvido?
Ya no soy la fulana de cualquier porquerizo.
¿Qué se fumó Don Quijote para amarte?
Cuatro porros y el orgullo de ser caballero andante.
¿Por qué lo rechazaste?
Porque prefiero el dinero a estar atada a nadie.


No hay comentarios:

Publicar un comentario